DECLARACIÓN PÚBLICA

Hace ya un año que, como directorio de Chinchimén, nos encontrábamos en reflexión sobre el devenir de la organización.

Si bien desde el año 2013 en que asumimos la dirección de la organización hemos logrado muchas cosas, dentro de las que destacan, haber sido los primeros y únicos en lograr rehabilitar y reinsertar exitosamente tres chungungos de vuelta a su hábitat natural, haber alcanzando más de 120.000 visitas a los acuarios educativos y haber contribuido en mejorar los estándares de conservación de los sitios de alto valor ecológico de nuestro entorno, es que lamentamos comunicarles que la asamblea de Chinchimén, a solicitud de su directorio, con fecha 13 de mayo de 2023, aprobó por unanimidad cerrar y disolver la organización.

Convencidos de que el trabajo que hemos realizado ha generado un gran impacto en la sociedad y la naturaleza, y que las relaciones construidas con nuestros socios estratégicos son muy importantes para la conservación, es que el equipo operativo de Chinchimén seguirá trabajando hasta asegurar que el rol en que participa de proyectos pueda ser reemplazado por algún otro actor, con la idea de asegurar su continuidad y no impactar negativamente los programas.

Esperamos que todas las personas que siguieron el proceso y evolución de nuestras chungungas y chungungos, no olviden el Legado de Changuita, a nosotros nos cambió la vida, nos dio vuelta una decisión de no trabajar más con chungungos, a una semana de haberla tomado. Pero en especial, porque gracias a su perseverancia y ganas de vivir, pudimos aprender y ganar mucha experiencia, haciendo posible que los siguientes chungungos tuvieran un mejor pasar y mejores probabilidades de sobrevivir y reinsertarse.

Esperamos también, que esta comunidad que hemos construido en torno al Chungungo en redes sociales, pueda en algún momento, transformarse en un portal que promueva el conocimiento y la protección de la especie Lontra felina.

Después de 22 años de vida de la organización, la decisión no fue fácil. Los motivos que nos hicieron reflexionar, fueron acusaciones realizadas sobre que la organización estaría encubriendo abusadores sexuales o estaría contribuyendo a su legado, esto, respecto de un ex socio, quien además se presenta como haber sido fundador de Chinchimén. Sobre esto último, queremos aclarar que en los estatutos de la organización no se reconoce la categoría de Fundador, sino que tanto la facultad de constituir una personalidad jurídica de un “ente funcional” según la Ley 19.418 como de escoger a sus directores, recae única y exclusivamente sobre una asamblea de socios.

Aprovechamos también de dejar constancia que, cuando se tomó conocimiento el año 2013 de las acusaciones de abuso sexual que recaían sobre esta persona, se le solicitó la inmediata renuncia, tanto en su calidad de socio como de los cargos en los que participaba, firmando este su renuncia por motivos personales. Cabe destacar que, desde entonces, tanto los directores como el equipo de Chinchimén, nunca han tenido contacto ni trabajado con esta persona desde esa fecha.

Por último, queremos agradecer a todas las personas y organizaciones con las que hemos trabajado y colaborado, queremos agradecer a las personas que nos donaron durante estos años rehabilitando chungungos y con especial cariño y atención, a los cientos de voluntarias y voluntarios que hicieron posible que nuestro mensaje llegara a miles de personas.

Queremos agradecer también a todas las personas que asistieron a nuestros programas que implementaban las y los voluntarios, a todas ellas, queremos agradecer su confianza y entusiasmo, porque fueron fundamentales para lograr el impacto en miles de personas que incorporaron mejoras en sus actitudes, que ahora favorecen la conservación de la naturaleza, las zonas costeras, pero en especial, hacia la conservación y la difusión de nuestra especie “Lontra felina” mejor conocida como Chungungo, gato de mar o Chinchimén.

Lee la declaración pública firmada aquí: